miércoles, 13 de marzo de 2013

poemas de la quietud (perdido en el fragor de un verso)

a Vicente Muñoz Álvarez, hacedor de milagros

Ojalá me repitan sin recordar quien fui
como ahora yo repito a un anónimo amigo
(Gabriel Celaya)



paseo las orillas
de los Andes
solo,
como ayer,
como siempre,
y recuerdo
que alguien vive
al otro lado
de esta nevada ribera
esperando,
paseando
solo,
como ayer,
como siempre

2 comentarios:

te escucho...